ENG

Pruebas de carga en elementos estructurales

Pruebas de carga
El comportamiento resistente de una estructura ha sido objeto de comprobación y experimentación a lo largo de toda la historia de la edificación. Conocer la capacidad que tiene una estructura de soportar una determinada carga, según qué tipo de construcción, es importante de cara a garantizar la seguridad de la misma.

Comparte este post

El comportamiento resistente de una estructura ha sido objeto de comprobación y experimentación a lo largo de toda la historia de la edificación. Conocer la capacidad que tiene una estructura de soportar una determinada carga, según qué tipo de construcción, es importante de cara a garantizar la seguridad de la misma. En este artículo de nuestro blog conoceremos los distintos tipos de pruebas de carga que existen, sus características y su importancia. En este contexto, las pruebas de carga se clasifican según sus finalidades, y siempre que no se ponga en cuestión la seguridad de la estructura, no deben suponer grandes dificultades a la hora de realizar el ensayo. De este modo, las pruebas de carga en elementos estructurales pueden ser reglamentarias, de información complementaria, de evaluación de la capacidad resistente, y otros ensayos no destructivos.

Pruebas de carga reglamentarias

Como su propio nombre indica, son aquellos ensayos regulados por el Pliego de Prescripciones Técnicas Particulares, que se basan en la realización de pruebas que certifiquen la resistencia e idoneidad de una estructura durante sus acciones de servicio. Este tipo de pruebas de carga permiten incorporar cambios en las estructuras con el fin de mejorar su servicio, revisando la frecuencia de la vibración y la no aparición de fisuras en la estructura. En tal caso, se procede a realizar los cambios pertinentes en los apoyos de dicha estructura y en el reparto de las cargas. 

Pruebas de carga como información complementaria 

En los casos en los que se llevan a cabo cambios derivados de fallos en la construcción, es conveniente realizar pruebas de carga como información complementaria en base a algunos criterios que permitan realizar, analizar e interpretar el resultado de la prueba sin interrumpir el funcionamiento habitual de la estructura.

Pruebas de carga para evaluar la capacidad resistente

Este tipo de pruebas de carga consisten en realizar un plan de ensayo, previo a haber establecido las medidas de seguridad óptimas, basado en superar levemente la carga habitual que ha de soportar una estructura para evaluar su resistencia. En este tipo de pruebas, lo más importante es saber definir las magnitudes que han de medirse, la localización de los puntos de medida y los escalones de carga y descarga.

Otros ensayos no destructivos

La importancia de este tipo de pruebas o ensayos radican básicamente en la capacidad de analizar otras características del hormigón que conforma la estructura, pues si las anteriores pruebas descritas nos permiten conocer su capacidad resistente, estos otros ensayos nos aportan información acerca de la seguridad y durabilidad de la estructura.

Si tienes cualquier consulta que hacernos o quieres solicitar presupuesto puedes contactar con nosotros rellenando el formulario de contacto.

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe actualizaciones y aprende de los mejores

También te puede interesar...